Cuarteto de Nos

Cuarteto de Nos

El Cuarteo de Nos no es una banda muy normal.  Llegaron al éxito comercial y a trascender fronteras después de muchos años de ser un secreto bien guardado en Montevideo, quizás la ciudad más “pro under” de Latinoamérica.

A diferencia de su disco anterior Raro (2006) donde el grupo demostró que se podía rockear a los 40, en Bipolar el desafío es otro.  Esta nueva obra no plantea un disco de género, por el contrario, cada tema tiene su propia puesta en escena, sus referencias musicales particulares, su propio universo.

El sonido de El Cuarteto se amplía y se alimenta de nuevos colaboradores. Es un disco más abierto que invita a otros músicos y arregladores, metiéndose en búsquedas estilísticas que van más allá de los límites del rock. Arreglos de cuerdas y vientos a cargo de Luciano Supervielle, invitados como el bandoneón de Martín Ferres (Bajofondo) o el agresivo rap de Santullo, son parte de las novedades.  En este disco se pueden encontrar desde referencias al pop de los 60´s , en temas como “Primavera” o “Malherido”, hasta la incursión en las expresiones más nuevas de la música urbana actual, en referencias a la cumbia villera, al hip hop o al electro-rock. 

Es un disco que juega con contrastes desde el comienzo.  En la canción “Bipolar” frase a frase cambia el sentido de positivo a negativo en las afirmaciones de la letra. También se ve el contraste en los grandes cambios de estilo en las distintas partes de la canción. En un momento parecemos estar en una atmósfera  funk al estilo serie de Tv de los 70´s y de repente pasamos a un sonido de cumbia villera, que podría sonorizar cualquier zona populosa de las metrópolis del cono sur. De New York  a Ciudad del este de un tirón.  En este disco suena de manera natural, una pared de guitarras a lo Nirvana, un bajo a lo Michael Jackson y un sintetizador chirriando cumbia villera. Todo suena como si siempre hubiese estado junto.
 
Roberto Musso ya no quiere escribir canciones a la vieja usanza.  Tiene demasiado para decir y lo quiere decir rápido. La explosión verbal de sus letras encuentra en este disco un vehículo musical que conduce  y hace adictiva su escucha. Temas como “El Hijo de Hernández”, “Nada me da satisfacción” o “Mi lista negra” disparan imágenes a toda velocidad, sin dejar de lado temas controvertidos.

Riki explora con su guitarra el camino que viene desde el surf rock, pasa por la new wave, el punk y desemboca a la vuelta de la esquina. Es un estilo que no sabemos cómo llamar.  Los solos texturales que recuerdan la era new wave, el sonido cumbiero-surfista de los fraseos melódicos y las grandes paredes de ruido rockero, lo vuelven inclasificable. Aporta también la canción más melancólica del disco (“Doble identidad”) en donde un hombre se debate entre su vida cotidiana de modesto limpiador y los caprichos de ser un superhéroe.
 
Santiago, por su parte,  nos da un descanso de la verborragia de Roberto, trayendo un par de canciones melódicas y sesenteras,  que lo muestran como el crooner afectado y querible que es él, sin dejar de lado las potentes y envolventes líneas de bajo.
 
 Alvin mantiene el orden, rockeando o grooveando según sea la ocasión y es, al mismo tiempo, la reserva de sentido común a la hora de poner el freno y que el grupo no se pase de intelectual, ni de artista.

¿Puede un disco de rock manejar tantos lenguajes musicales, meterse con la cultura pop y procesarla generando nuevos sentidos?
¿Puede una banda de rock divertir, cuestionar,  ser lúcido y tonto a la vez y además reírse de si mismo y de todo?

Planes 2010.

A partir de setiembre 2009, se empezó a editar este nuevo trabajo en toda América.Editado  por Warner Music  en Uruguay, Argentina, Mexico, Venezuela, Colombia, Perú, Ecuador  y España. Desde octubre del 2009 comenzó a rotar en los principales canales de música, el clip del single “El Hijo de Hernandez”, dirigido por Charly Gutierrez para Oriental Films. Nuevamente como con los anteriores clips, logró los cientos de miles de visitas en la primer semana y asi siguió. Luego salió el 2 corte “Me Amo” cusando sensación y comicidad en todos los medios de comunicación, dirigido por el uruguayo Agustin Ferrando para la productora Monaco.
Desigando por la RS de Argentina como uno de los 50 mejores discos del año y “El Hijo de Hernandez” una de las 100 mejores canciones, superando en puesto a Black eyed peas y Lady Gaga. También este corte fue votado por el SI! De Clarín como la Mejor Canción Internacional del 2009.

Durante enero y febrero,  El Cuarteto se presentó por la costa Argentina y en el Cosquín Rock con gran éxito, siendo notoria el crecimiento de la banda.

El 21 de febrero fue la presentación oficial del Bipolar en DF- Mexico, en el LUNARIO del AUDITORIO NACIONAL, a sala llena. La confirmación de ese gran momento se pudo notar en el VIVE LATINO, cuando a las 20:30 comenzo el show ante 20.000 personas atentas a cada canción, coreando y vibrando durante todo el show. Siendo un punto alto del fetsival.

En abril fue la presentación oficial en Montevideo, en el gran marco del Teatro de Verano, el cual se agotó días antes del show. Colmado de un público que ya conocía todas las canciones. El Cuarteto sorprendió una vez más con su puesta visual, integrada por un gran diseño de imágnes y vj set en vivo. Con el apoyo de un segundo vj generando un maping sobre la palabra BIPOLAR, y una puesta y diseño de luces que terminó por redondear esta acertada puesta en escena, que una vez más, dio que hablar.

El 19 de junio fue el día del gran paso, con un LUNA PARK lleno, EL CUARTETO se presentó en Buenos Aires, demostrando la consolidación de la banda, antes 6500 personas totalmente enloquecidas por el show.
De setiembre en adelante, siguen las presnetaciones por el interior de Argentina y Uruguay y en octubre comienza la gira Americana, que los llevará por Colombia, Venzuela, Ecuador, Paraguay, Chile, Brasil y Mexico.

En setiembre también, estará estrenándose el 3 corte , MIGUEL GRITAR. Canción que genrea uno de los puntos más altos en las presnetaciones en vivo.

Cuarteto de Nos son
ROBERTO MUSSO: guitarra y voz
RIKI MUSSO: guitarra y voz
SANTIAGO TAVELLA: bajo y voz
ÁLVARO PINTOS: batería y coros

Back to Artist Home