Los Micrófonos Inalámbricos Shure Transmiten “The Sound of Music Live!” a Través de la Cadena NBC Firehouse Productions ha elegido la Serie UHF-R® de Shure para el sistema crítico de 62 canales

15 Enero, 2014

El evento televisivo más ambicioso del 2013 ha sido sin duda alguna, la transmisión de The Sound of Music Live! a través de la cadena de televisión NBC, el 5 de Diciembre, con la actuación estelar de Carrie Underwood en el icónico papel de María von Trapp. Este evento en vivo, de tres horas de duración, fue la escenificación completa del musical original de Broadway, de Rodgers y Hammerstein. De acuerdo con la información, esta ha sido la primera obra musical que se transmite completa por televisión en vivo, en 47 años. Con objeto de garantizar una producción exitosa, Klaus Landsberg, que ha recibido ocho premios Emmy, fue el encargado de las mezclas de sonido, y también se solicitó a Firehouse Productions de Red Hook, N.Y., para realizar la coordinación de audio y de los inalámbricos.

“Realizamos un gran número de eventos en Manhattan, así que esto no era ninguna novedad para nosotros,” comenta Mark Dittmar, VP de Diseño e Ingeniería para Firehouse. “Y siguiendo el mismo modelo que  utilizamos para los Tony Awards y la teletransmisión de VMA – donde ambos requieren de un gran número de canales – decidimos optar por la Serie UHF-R  de Shure. Siempre fiables, siempre impecables.”

La producción se llevó a cabo en Grumman Studios, ubicada en Bethpage, Long Island, un espacio enorme, originalmente utilizado para la construcción y pruebas de aeronaves por la compañía Northrup Grumman. “En el escenario donde nos encontrábamos fue donde construyeron la aeronave que aterrizó en la luna, en los años 60,” nos dice Klaus Landsbert. “Los escenarios de sonido son enormes, pero para nuestros sets, necesitábamos todo ese espacio. Utilizamos 62 canales de Shure para los inalámbricos. La mayoría era micro dispositivos de cuerpo para el elenco, incluyendo doble micrófono para el elenco principal. Además, también había cuatro pedestales inalámbricos para capturar frases expresadas fuera de cámara.”

El diseño del sistema inalámbrico y la coordinación de frecuencias las manejó Vinnie Siniscal de Firehouse Productions, que incluyó un sistema de antenas especializado para optimizar la ganancia de RF en las cuatro zonas diversificadas. Siniscal utilizó el software IAS de Professional Wireless para hacer sus cálculos de frecuencia anticipadamente y, posteriormente, usó el Wireless Workbench® 6 de Shure para monitorear el RF, el audio y el status de las baterías de todos los sistemas. Para garantizar la suficiente duración de la vida útil de las baterías con los micro dispositivos UR1M de Shure, el equipo eligió las baterías de litio AAA, que proporcionan nueve horas de continua energía. Cada uno de los canales inalámbricos de los actores permaneció con ellos durante todo el espectáculo, para lo que se necesitó un ejército virtual de A2 de audio y técnicos de guardarropa para manejar los dispositivos de cuerpo durante los cambios de vestuario, asegurándose de mantener los micrófonos en el mismo lugar, sobre el cabello de los actores.

Landsberg, encargado de las mezclas de sonido, sabía que podía confiar en la calidad y estabilidad del sonido de los sistemas UHF-R de Shure. El inalámbrico se escuchaba grandioso, a pesar de que todos eran micrófonos colocados sobre el cabello de los actores,” nos informa. “El único problema provino de las monjas, que, básicamente cantaron todos los coros en vivo. Por la forma en que sus togas envuelven su cabeza, se crea una especie de cono que captura más ruido de fondo del deseado. Así que realicé algo de EQ (ecualización) en esos micrófonos y agregué solo un toque de reverberación. Todo lo demás resultó bastante normal.”

Landsberg, al tener un gran elenco cambiándose de un set a otro, de acuerdo al guion de 300 páginas, colocó en su consola digital Studer, fotos de cada uno de los 11 actos del espectáculo, agrupando las entradas en todas sus VCAs para poder mantener todo a la mano. “Irónicamente, resultó más importante que cualquier otra cosa, el poder silenciar los canales no ocupados, simplemente para mantener el piso de ruido tan bajo como fuera posible,” comenta. “Los verdaderos sistemas inalámbricos nunca dieron problemas – un sonido grandioso y gran cantidad de ganancia. Firehouse Productions se aseguró de que fuera así.”

Según Mark Dittmar, el mayor reto de audio en The Sound of Music Live! fue controlar el ruido no deseado. Irónicamente, esto se debió en parte, a que no teníamos público en vivo. “Al tener tantos micrófonos en vivo en un espacio grande y abierto, sin un público presente, significaba que se podía escuchar hasta el más mínimo detalle,” nos dice. “Al tener en el set una fuente con agua, funcionando, además de tener que mover las cámaras entre uno y otro set y con 1,800 luces en movimiento y ventiladores... todo esto se podía escuchar, especialmente durante los momentos de silencio. Por ello, realizamos gran número de ensayos técnicos, y también instalamos una gran cantidad de aislamiento acústico, tratando de amortiguar la sala y absorber el sonido no deseado.”

Afortunadamente, el equipo técnico se mantuvo en el sitio durante casi tres meses, permitiendo que todos los retos técnicos se resolvieran antes de la transmisión en vivo. En general, los sistemas inalámbricos estuvieron muy abajo en la lista de preocupaciones del equipo de audio. “Nos encanta la Serie UHF-R de Shure,” comenta Mark Dittmar de Firehouse. “Son tan fiables y se oyen maravillosos. Tenemos casi 300 de estos canales y los usamos para todo, desde TV en vivo hasta giras espectaculares. El mes próximo los vamos a utilizar en el fin de semana de la NBA All-Star Game. Es nuestro sistema inalámbrico más accesible.”                                                                 

Aun cuando en la crítica acerca de la producción hubo diferencias, su impacto como un evento televisivo especial fue muy significativo. The Sound of Music Live!, con más de 18 millones de televidentes, resultó ser un gran éxito en los ratings de la NBC, motivando a la red a contratar de inmediato, a los productores Craig Zadan y Neil Meron, para la producción de un nuevo evento teatral familiar para la temporada de fiestas de 2014.