Shure Axient® el Sistema Inalámbrico de Elección para el Árbitro del Super Bowl 50

El gurú de la RF, James Stoffo, relata su experiencia en el Super Bowl de Santa Clara, un lugar caracterizado por sus limitaciones de frecuencia.

Niles, IL, 16 de marzo de 2016 – El Super Bowl es claramente el evento en vivo más exigente del calendario anual de transmisión. Entre el equipo de transmisión en vivo, los actos musicales, y otros periodistas acreditados como ESPN y NFL Films, más la infraestructura de comunicaciones que existe dentro del estadio, la demanda de espectro inalámbrico no tiene precedentes, y crece año tras año. Este año, la edición número 50 del juego se llevó a cabo en el Estadio Levi's de Santa Clara, California.

El sistema de sonido y la coordinación de radiofrecuencias (RF) para el evento estuvieron a cargo de ATK Audiotek de Valencia, California, y Professional Wireless Systems con sede en Orlando. Por décimo sexta vez, James Stoffo fue contratado para manejar todos los sistemas inalámbricos para la parte de las festividades que se lleva a cabo en el campo. Cuando no brinda asesoramiento para los principales eventos de transmisión, Stoffo se desempeña como Director de Tecnología en Radio Active Designs, un fabricante de sistemas intercomunicadores inalámbricos.

"Mi cargo para el Super Bowl 50 fue el de Ingeniero en RF para Entretenimiento. Eso cubre unas 100 frecuencias de las miles que supervisa Karl Voss, el Coordinador Principal de Frecuencias de la NFL", comenta Stoffo. "Mi responsabilidad es la operación de RF en el campo: los árbitros, los intérpretes musicales, y el personal de apoyo relacionado. Eso incluye a los intérpretes previos al juego y de medio tiempo, así como la entrega de trofeos luego del juego. Básicamente, mi trabajo consiste en garantizar que todos esos sistemas inalámbricos funcionen sin ninguna falla".

Como cualquier fanático del fútbol americano puede atestiguar, el micrófono que tiene la misión más crítica en el campo es el que utiliza el árbitro. Para esa tarea, Stoffo eligió el sistema inalámbrico Axient de Shure. "Me encanta el sistema Axient; literalmente, no existe nada que se le compare", asegura. "Tiene un frente mucho más robusto que cualquier otro micrófono inalámbrico, lo cual es mi consideración principal para un evento como éste. Por supuesto, lo mejor que ofrece es la capacidad de cambiar las frecuencias del transmisor, o de cualquier configuración del transmisor, en forma remota. Eso nos salva la vida".
 
Axient es el único sistema inalámbrico profesional que ofrece una auténtica diversidad de frecuencias, y su algoritmo de detección de interferencias alerta al operador sobre las condiciones cambiantes. "Tuvimos que cambiar el canal del micrófono del árbitro varias veces durante el juego; tal es la naturaleza del evento", señala Stoffo. "Axient puede hacerlo en forma automática, pero yo lo configuré para que me envíe alertas visuales, de modo tal que yo pueda tomar la decisión final y tener el control total sobre cualquier cambio. Es solo mi preferencia personal".

Stoffo contaba con seis canales de Axient, provistos por ATK Audiotek de Valencia, California. El árbitro Clete Blakeman estaba equipado con dos transmisores portátiles AXT100, cada uno de ellos transmitiendo a un receptor Axient AXT400 distinto. "El AXT400 tiene canal dual, que por lo general es todo lo que se necesita. Pero para el Super Bowl, quiero además una redundancia de hardware completa. En este trabajo no se pueden tomar atajos".
 
Para mayor seguridad contra fallas, se instaló un sistema especial de antena para adaptar el acceso remoto Axient ShowLink. Se instalaron antenas helicoidales especiales en los laterales, en las líneas de 35 yardas, garantizando así un sólido enlace de RF independientemente de la ubicación del árbitro dentro del campo.  
 
Axient también se utilizó para otras tareas críticas, particularmente durante la presentación del Trofeo Lombardi al campeón Denver Broncos luego del juego. "Para la NFL, esa ceremonia de premios es realmente muy especial. Para esto se utilizan micrófonos alámbricos, pero hace falta un micrófono de mano inalámbrico secundario en caso de que los cables se lleguen a cortar", explica Stoffo. "Obviamente, esperamos que nunca sea necesario utilizar ese micrófono inalámbrico al aire, pero debe ser uno en el que puedas confiar, y ese es Axient".
 
Ciertamente, la coordinación de frecuencias fue un gran desafío. El Estadio Levi's se encuentra en el centro de Silicon Valley, donde las fuentes de interferencia son mucho más numerosas que en la mayoría de las áreas urbanas. "El Super Bowl de este año fue el más difícil de todos", indica James Stoffo. "Hay muchos dispositivos que generan interferencias y otras pruebas de RF que realizan las compañías tecnológicas del área, y además hay un edificio de la NASA justo a la vuelta del estadio. En mis analizadores de espectros aparecían muchas fuentes de RF que no podía identificar y, por supuesto, la banda UHF estaba casi completamente ocupada. Pero encontramos una solución".
 

Algo que Stoffo hace ahora habitualmente es registrar sus eventos en la base de datos de la FCC y reserva las frecuencias que desea utilizar para los micrófonos inalámbricos, los monitores personales y los sistemas de comunicación. "Es muy importante para las compañías de producción obtener su licencia de la Parte 74 de la FCC, que les permite registrar la fecha y lugar de sus eventos en la base de datos, lo que les otorga prioridad sobre las frecuencias. Al menos teóricamente, eso significa que muchos de los dispositivos que generan interferencias no se interpondrán en tu camino. He registrado todos mis shows al menos durante el último año".
 
Stoffo reveló que una de sus claves para el éxito es utilizar sus escasos recursos de frecuencia en forma eficiente. "De hecho, reutilizamos las frecuencias a lo largo del juego", señala. "Cuando termina el himno nacional, esa frecuencia se puede reasignar. En el medio tiempo, desactivamos en forma remota los portátiles Axient del árbitro y utilizamos esas frecuencias para los intérpretes musicales. Luego, volvemos a activarlos para la segunda mitad del juego. Nada se usa una sola vez".
 
A los artistas que aparecen antes del juego y en el medio tiempo por lo general se les permite utilizar sus micrófonos inalámbricos personales, como por ejemplo los sistemas UHF-R preferidos de Coldplay. Sin embargo, la escasez de espectros viables de UHF y el potencial de interferencia con las luces LED del piso del escenario durante el medio tiempo hicieron necesaria una selección firme de equipos en otras áreas. Los sistemas de monitoreo personal de todos los músicos eran Shure PSM® 1000, y Stoffo liberó 30 canales de frecuencias UHF utilizando sistemas intercomunicadores de banda estrecha RAD UV-1G, que operan en la banda VHF. Esto proporcionó un espectro suficiente para los sistemas inalámbricos de los músicos.
 
"Este año, volvimos a tener un Super Bowl impecable", afirma Stoffo. "No tuvimos ningún problema de RF. Todos los anuncios del árbitro se oyeron claramente. No hubo problemas con los monitores personales. Solo se veían las sonrisas de todos los artistas, e incluso de sus ingenieros de sonido. Eso es lo que a todo el mundo le gusta, y eso es lo que hace que te vuelvan a invitar".